“Los medidores” de Hendrick van Balen en Oxford

Medidores - Hendrick van Balen II

Un museo maravilloso, abigarrado de instrumentos matemáticos, ha incorporado a su colección una pintura que en sí misma contiene todo un programa iconográfico del por qué se debe enseñar matemáticas.

Hendrick van Balen el Joven (Amberes, 1623–1661) fue un pintor historicista que aprendió el arte de su padre y que colaboró con otra gran saga flamenca, la de los Breughel. El History of Science Museum de Oxford tuvo el acierto de adquirir Los medidores, un interesantísimo cuadro atribuido a Van Balen.

No son hombres de ciencia, son trabajadores artesanos, hombres y mujeres, los que realizan la actividad de medir y calcular como una necesidad para ser buenos en su trabajo: una modista mide su tela, un carpintero dibuja su obra con todo tipo de instrumentos, unos cargadores al fondo cargan y pesan en una balanza, unos vinateros miden líquidos,…

Mientras se desarrolla tanta actividad, un niño aprende apaciblemente geometría consciente de su importancia: todo lo que le rodea lo requiere.

Pocas veces encontramos algo que de forma tan explicita nos da cuenta de la matematización del trabajo.

Hendrick_van_Balen_II DE

3 comentarios to ““Los medidores” de Hendrick van Balen en Oxford”

  1. Teresa Cabarrush Says:

    Observando el cuadro, te preguntas esto de inmediato ¿ que importancia tiene el saber medir en la vida?, ¿ qué intenta transmitir el cuadro?, ¿ a qué equivale saber medir, quizás a ser una persona desenvuelta en la vida y resolutiva?.
    Te fijas también en la importancia de lo cotidiano, del trabajo bien hecho, esa enseñanza se ha perdido, ahora sólo competitividad, cantidad pero no calidad.
    ” Aprender apaciblemente geometría”, eso sí que es aprender a gusto, tiene un gran valor. Las personas hemos perdido mucho en el camino.
    ” Todo lo que nos rodea requiere de un magnífico aprendizaje y enseñanza”.
    Gran Utiliadad tiene su artículo, Señor Requena, nos sirve para reflexionar. Gracias.

  2. Todo es medida. Todo es número. Me imagino que al común y corriente ve hoy el número como instrumento para calcular ganancias o pérdidas, al servicio de la usura mercantilista. Pero el simple artesano ya suele tener una intuición de su importancia, como índice de una ansiada dorada proporción. Para qué decir el ingeniero o el arquitecto. Los poetas suelen ser deudores del número. Más aún los músicos. Decir número es pensar en áureas proporciones y música de las esferas. En números místicos como trinidades, tetragramas, tetractys, eneagramas… Muchos amantes del número, que nos alejamos del número por inmadurez intelectual o error en la enseñanza recibida, solo tardíamente apreciamos su fascinación y su omnipresencia.
    Un saludo. Los felicito por el blog magnífico que tienen.
    Lino

  3. angelrequena Says:

    Un saludo Lino. Gracias por su estímulo. Los números pueden ser fascinantes e incluso consoladores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: