La muy discreta meridiana del Duomo di Prato

La catedral de la capital textil italiana cobija cosas de tanto valor como los frescos de Filippo Lippi de la Capilla Mayor o el curioso púlpito exterior con diseño de Donatello. Ante tanta magnificencia es normal que la pequeña meridiana quiera pasar desapercibida.

Un gnomon perpendicular al muro y una modesta línea vertical negra sobre mármol blanco, sin números, sin zodiaco, sin fechas, reducen al mínimo la meridiana. Los extremos puntuados del segmento marcan los solsticios. El tímido dispositivo se encuentra debajo del óculo inmediato al púlpito en el muro lateral.  

Una línea y un punto, el extremo del gnomon, determinan un plano: el plano meridiano del lugar. Al mediodía solar el extremo de la sombra se posará día tras día sobre la línea.

El original del púlpito se encuentra en el museo catedralicio, que también da acceso a los frescos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: