Archive for the EEUU Category

Dos matemáticos de El Veronés en Los Ángeles

Posted in EEUU, Instrumentos, Museos, Pintura with tags on 26 noviembre 2020 by angelrequena

El joven Paolo Veronese (1528-1588) ya apuntaba maneras cuando en 1555 representa las alegorías de los navegantes por encargo de la aristocracia veneciana. La hegemonía del Mediterráneo ya estaba dando paso al Atlántico y el arte de marear oceánico requiere gran formación geométrica y astronómica.

Los Angeles County Museum of Art conserva dos pinturas de El Veronés con instrumentos de navegación, astronómicos y topográficos. En una de ellas el personaje de tipo oriental utiliza el astrolabio plano y en la otra se representa la ballestilla o báculo de Jacob.

El astrolabio plano es la proyección estereográfica de la esfera celeste y puede funcionar para orientación tanto diurna o nocturna. El movimiento de la araña o red reproduce los movimientos celestes. El astrolabio es de origen griego pero su uso fue extendido por los árabes que le daban más el uso horario y astronómico. El Jacob del báculo (o vara) no es el bíblico sino el matemático hebreo provenzal Jacob Ben Machir ibn Tibbon (1236-1306). La ballestilla servía para medir ángulos.

Los dos cuadros se exhibieron con otras dos alegorías de El Veronés en el Museo Palladio de Vicenza en una gran muestra internacional por considerarse de procedencia de una de las Villas Palladianas.

El ábaco de porcelana Ming en Chapel Hill

Posted in EEUU, Instrumentos, Museos with tags on 10 agosto 2020 by angelrequena

El Ackland Art Museum de la Universidad de Carolina del Norte, Chapel Hill, exhibe en la zona dedicada a la porcelana de la Dinastía Ming un ábaco tradicional chino.

El ábaco chino, suanpan, utiliza cinco cuentas de valor unidad y dos quinarias por cada decena. El japonés, soroban, está más optimizado, usa cuatro y una, como los ábacos romanos antiguos. El ábaco ruso, stchoty, utiliza la decena completa aunque las cuentas centrales tienen otro color.

La época de la Dinastía Ming (siglos XIV – XVII) fueron un periodo de prosperidad que se pone de manifiesto en su codiciada porcelana azul y blanca. Los ábacos no son ajenos a ella. Aunque no son extremadamente raros, no suelen verse en museos, por eso hemos recalado en Carolina del Norte. El British Museum tiene uno en almacén sin cuentas pero no se halla expuesto.

Hemos encontrado que estos ábacos son parte del mercado de los objetos de porcelana y no como instrumentos. El precio suele rondar los 10000 $.

Los ábacos normales suelen ser de madera y los pequeños en metal. La porcelana es frágil y aún no siendo el material adecuado sería apreciado por su belleza. Algunos ábacos tenían pequeños cajones, como el que mostramos.

“Astrónomo con vela” en el Getty Center de Los Ángeles

Posted in EEUU, Museos, Pintura with tags on 6 julio 2020 by angelrequena

En el Getty Center de Los Ángeles se encuentra un bonito claroscuro del pintor y grabador holandés Gerrit Dou (1613- 1675). Dou recibe la influencia directa de Rembrandt y refuerza al máximo sus fuertes contrastes de luz y tinieblas con velas y faroles.

En el mismo museo se encuentra el Tapiz de los astrónomos chinos que ya hemos comentado.

El astrónomo con un globo celeste y un compás se encuentra abstraído leyendo un libro iluminado por una candela. Un reloj de arena, un candelabro y una botella de agua completan la escena nocturna. La botella de agua no solo servía para beber, también era un dispersor de la luz y una lupa.

El astrónomo nocturno, casi un sabio inspirado, es una figura muy querida en el barroco. Dou pintó varias versiones, una segunda se encuentra en el Museum De Laquéenla de Leiden. Con toda razón Arthur Koestler tituló Los sonámblos a su deliciosa historia de la revolución astronómica de los siglos XVI y XVII.

La “Alegoría de la vanidad” de Valdés Leal en Hartford

Posted in EEUU, Matemáticas y sociedad, Museos, Pintura on 5 agosto 2019 by angelrequena

El pintor sevillano Juan de Valdés Leal (1622-1690) lleva al límite la llamada piedad barroca, una visión del mundo que hace omnipresente la brevedad de la vida humana y su carácter de mero tránsito hacía la eternidad.

Las pinturas de las iglesias sevillanas son obras cumbres del desprecio del mundo. La Alegoría de la vanidad del Wadsworth Atheneum Museum of Art de Hartford, la capital de Connecticut, es más clásica pero de gran interés matemático.

Las vanidades del barroco son la genuina expresión del desprecio de las pompas mundanas: dinero, joyas, poder, juego, gloria o ciencia. Vanidad, todo es vanidad, decía el Eclesiastés. Llevando el argumento al límite se cae en la antinomia: la pintura de las vanidades es vanidad.

Las vanitas son propaganda de las cosas a las que no se debe dar valor precisamente porque pueden tenerlo. El erote haciendo pompas de jabón nos recuerda los amores por los mundos sutiles, ingrávidos y gentiles de Machado

La matemática está presente en el compás y la escuadra junto al libro abierto de geometría. La esfera armilar y el libro de astronomía completan la alegoría de la ciencia matemática. El reloj mecánico de bolsillo nos hace patente que tempus fugit.

La geometría es virtud frente al vicio en Washington

Posted in EEUU, Matemáticas y sociedad, Museos, Pintura on 6 diciembre 2018 by angelrequena

Continuando con el tema de la geometría como modelo de civilización y humanidad frente al vicio, presentamos una de sus primeras y más logradas manifestaciones: Alegoría de la virtud y del vicio (1505) de Lorenzo Lotto.

La pintura al óleo sobre madera se encuentra en el Museo Nacional de Arte en Washintong y proviene de la donación de Samuel Kress.

La madera pintada servía para proteger el retrato del obispo de Treviso que por entonces era el mecenas de Lotto.

Lo que fue una simple tapadera se ha convertido con el tiempo en la obra principal. Un paisaje tormentoso, un barco naufragando y dos figuras contrapuestas: un sátiro con pezuñas que encarna la bestialidad y un niño que hace geometría nos muestra a la naciente humanidad, virtud frente a vicio. La virtud es diligente. El vicio va unido a la ebriedad y el abandono.

Los instrumentos que se representan son un compás en la mano, otro en el suelo, una escuadra y un cuadrante. Los libros y una flauta de Pan completan el cuadro de la virtud.

La alegoría de la Astronomía del Guercino en Austin

Posted in EEUU, Iconología de las artes liberales, Museos, Pintura on 9 diciembre 2015 by angelrequena

Astro Guercino

Giovanni Francesco Barbieri, dicho El Guercino por su estrabismo, fue uno de los grandes del primer barroco. Curiosamente su estilo se va templando, haciéndose más sosegado, quizá por su dominio del dibujo, y va pasando del agitado tenebrismo inicial a una etapa final donde sus pinturas van ganando serenidad y clasicismo.

La personificación de la Astrología del Blanton Museum of Art (BMA) es una muestra de esa casi vuelta al tranquilo rafaelismo, la seconda maniera. Una mujer sujeta serenamente una esfera armilar y con la otra mano nos muestra el funcionamiento del sistema del mundo. El fondo negro y las sobras nos indican que pervive cierto tenebrismo.

Hoy llamamos astronomía a esta alegoría, no hay nada que haga referencia a la astrología, aunque en su época había mucha confusión: bien sabía Kepler que las supercherías de las cartas astrales eran una de las formas que tenía un matemático de ganarse la vida. Como El Guercino domina el dibujo, la esfera es una de las más fieles y detallistas que se han pintado.

Astro Guercino D

El Museo Blanton de la Universidad de Texas en Austin funciona desde 1963 y es otro de los enormes museos americanos: ocupa 17000 metros cuadrados. La fundación del museo está muy vinculada al magnate Archer Milton Huntington, mecenas más conocido en nuestros lares por su afición a los estudios hispánicos y por ser creador de la Hispanic Society of America en Nueva York.

Conocemos la existencia de otra alegoría matemáticas del pintor, la Geometría, sin ubicar. Se puede deducir que el Guercino pintó las siete artes. En Roma se conserva  una tela con La Pintura y la Arquitectura.

Geo Guercino Privado

El armador Lucas van Uffel de Van Dyck en Nueva York

Posted in EEUU, Museos, Pintura on 23 noviembre 2015 by angelrequena

Anton Van Dyck 1622

El Retrato de Lucas van Uffel realizado por Antón Van Dyck es una buena muestra de cómo el estudio de las matemáticas, y/o el ufanarse de su conocimiento, formaba parte de los hábitos de la nueva clase emergente de ricos comerciantes.

Van Dyck retrata al rico armador Van Uffel en el momento que trabaja con un compás, delante de una mesa donde se ve un globo terráqueo y unos paeles anotados. La geometría para la navegación y la aritmética para la contabilidad eran dos de las herramientas imprescindibles para el despegue del comercio y el ascenso de la nueva clase social que iba a dominar el mundo. Ya no estamos ante la nobleza de sangre sino ante la que se representa a sí misma como la del trabajo y el conocimiento.

Antonio Van Dyck 1622 D

La pintura se encuentra en el Museo Metropolitano de Nueva York (MMA). Seguramente sería pintada en Venecia durante los primeros años del período italiano del pintor (1.621-27) donde consta que entró en contacto con el mercader. Van Dyck realizó otro retrato de van Uffel pero no sobre su mesa de trabajo.

San Jerónimo matemático en Detroit

Posted in EEUU, Museos, Pintura with tags on 29 octubre 2015 by angelrequena

Van Eyck - San Jerónimo . Detroit

El Detroit Institute of Arts muestra una interesante obra póstuma de Jan van Eyck: San Jerónimo en su estudio (1442).

Van Eyck es la figura más destacada del renacimiento en la actual Holanda. Sus perspectivas, sus geométricas composiciones o el uso de espejos cóncavos como en los Arnolfini hacen del pintor un artista completo de su tiempo.

No es habitual encontrar a San Jerónimo con atributos matemáticos. El deslumbrante fresco de Ghirlandaio (1480) en la iglesia Ognissanti de Florencia carece de instrumento en contraste de su acompañante, San Agustín de Botticelli, donde se resaltan su sabiduría matemática.

El San Jerónimo de Detroit destaca por su sencillo astrolabio para medir alturas de astros, además de su regla. Un pintor del Renacimiento no puede concebir un estudioso que no sea matemático.

No debe pasar desapercibido el reflejo luminoso sobre la botella. Recipiente de múltiples usos en la época: puede servir también de lupa o dispersor de la luz de la vela.

La personificación de la Aritmética de Dosso Dossi en Norfolk

Posted in EEUU, Iconología de las artes liberales, Museos, Pintura on 5 octubre 2015 by angelrequena

Arit Dossi Chrysler Museum of Art

Niccolo de Luteri, conocido como Dosso Dossi (c.1490-1542), es una figura muy interesante tanto para la pintura como para la iconografía matemática. Formado en la colorista escuela veneciana recibió después la influencia rafaelesca de Giulio Romano.

Hemos hablado anteriormente de la inquietante Melissa, la bruja matemática, y de El sabio con esfera y compás, probable personificación de la Astronomía. La tela alegórica de la Geometría forma parte de una colección privada.

Ahora nos desplazamos a Norfolk (Virginia), al Chrysler Museum of Art, donde encontramos la Personificación de la Aritmética. De la alegoría tradicional se conserva la tablilla de números, pero la puesta en escena es muy singular. Las desnudeces del sabio y su forzada postura anticipan el barroco. La operación de la tablilla no parece reconocible.

El pequeño museo local de Norfolk tomó el nombre del fabricante de automóviles desde que Walter Percy Chrysler Jr. donara su rica colección en 1971.

Reproducimos las representaciones de la Astronomía y la Geometría para enmarcar la Aritmética con el resto de la serie.

AstroGeo Dosso Dossi

Aristóteles geómetra de Ribera en Indianápolis

Posted in EEUU, Museos, Pintura on 31 agosto 2015 by angelrequena

Aristóteles Indianapolis Clowes col

Los representantes del Príncipe de Liechtenstein abonaron en 1636 a José Ribera los derechos por las pinturas de doce filósofos. Se sabe que llegaron solo seis: Platón, Aristóteles, Anaxágoras, Diógenes, Protágoras y Crates. En 1957 se vendieron las obras y se repartieron por distintas colecciones y museos.

Ribera se inspiró en las descripciones que hace Diógenes Laercio en sus Vidas opiniones y sentencias de los filósofos más ilustres. La característica común de todas las obras será muy grata al sentimiento barroco: tenebrismo, serenidad, pobreza, renuncia al mundo y… geometría. Se puede decir que los sabios del Españoleto son cínico- matemáticos: la geometría es fuente de paz interior e ingrediente de la renuncia. Como decía Séneca de Demócrito: pobreza con sabiduría es un divino compuesto, que todo lo tiene y de todo carece.

Aristóteles, durante mucho tiempo llamado Arquímedes por sus dibujos e instrumento, perteneció al Dr. G.H.A. Clowes que lo donó al Indianapolis Museum of Art, uno de esos enormes museos enciclopédicos de los EEUU.

Una curiosidad feminista: la participación en la creación del museo de la sufragista May Wright Sewall que fuera presidenta de la International Council of Women (1899-1904) después de su activismo en la National Woman Suffrage Association.

Se suele considerar a Aristóteles (firmada en 1637) como la mejor obra de la serie, equiparable quizá con el Demócrito (1630), antes también Arquímedes, del Museo de El Prado.

Ribera pinta una escuadra en lugar de compás. Los dibujos geométricos apenas se vislumbran tras el papel blanco dispuesto para seguir los estudios.

Aristóteles Indianapolis Clowes D